La nueva ley de costas incide en los chiringuitos de las playas españolas

Muchos son los chiringuitos que se encuentran cercanos a las playas españolas, sin embargo la mayoría de ellos no cuentan con la licencia permitida para ello. Con la nueva ley de costas se ha diferenciado la playa natural de las urbanas, esta nueva ley ha permitido la ubicación de chiringuitos  no fijos en playas naturales limitando sus metros cuadrados así como el número de sillas y sombrillas, en cuanto a los chiringuitos fijos ha ampliado la extensión permitida de metros cuadrados de los mismos distinguiendo también las terrazas cerradas y las terrazas al aire libre.

Esta nueva ley de costas ha modificado también las destrucciones masivas de edificios y empresas situados cerca de las playas, concediéndoles una prórroga de unos 75 años más, sin embargo sí que ha prohibido las nuevas construcciones de cualquier tipo de edificio en las zonas calificadas como dominio público por la Constitución española. Cualquier edificio construido antes de la entrada en vigor de la ley de Costas que no cumpla los requisitos exigidas por la misma será demolido.

Otra de las novedades de esta ley es que se les permite a los titulares de las instalaciones afectadas por la subida del mar o las dunas de las playas que puedan construir previa solicitud autorizada barreras protectoras cuya finalidad sea evitar este perjuicio siempre que no perjudique al terreno natural.

Gracias a esta ley habrá un mayor control de las autorizaciones que cuentan los chiringuitos para poder llevar a cabo su actividad económica así como un mayor control en cuanto a los edificios anexos a las playas que deterioran y perjudican estas zonas naturales.